Certificado de Eficiencia Energética, cómo lo hacemos.

Desde IDPI os queremos mostrar cual es el proceso que seguimos a la hora de realizar el certificado energético de una vivienda. A continuación os indicamos las pautas de cómo lo hacemos.

PRIMEROS PASOS

Al recibir el encargo nos remitimos a la oficina del catastro para obtener más datos acerca de la vivienda. Se trata de un paso necesario e importante ya que, en ocasiones, la magnitud de la edificación obliga a realizar un estudio más exhaustivo del planteado inicialmente.

TOMA DE DATOS

Lo primero es hacer un levantamiento a mano de la vivienda, ayudados del medidor laser, para posteriormente realizar el correspondiente plano a escala a través de un programa de diseño gráfico.

Tras esto, es importante analizar el tipo de edificación y el año de construcción, ya que en la mayoría de casos no se podrán realizar catas, por lo que nuestra experiencia nos ayudará a detectar los tipos de cerramientos, cubiertas, suelos etc.

Certificado energetico - Espesor vidrio


A la hora de analizar los huecos, el medidor de espesor de vidrios es un gran aliado, ya que no es fácil determinar a simple vista el tipo de vidrio, (la determinación correcta del espesor del vidrio es un elemento importante), y gran parte de las pérdidas se producen a través de la carpintería y en concreto por los vidrios instalados. Hay que anotar en todo momento la fachada en la que se encuentra la carpintería exterior, retranqueos, elementos de protección solar, material del marco y porcentaje del mismo en el hueco.

Certificado energetico - Termografía


Hay que indicar la importancia de los puentes térmicos, que pueden afectar considerablemente la calificación final de la vivienda. Con la cámara termográfica se pueden detectar aquellos que no se intuyen a simple vista.

Por último, las instalaciones. Nosotros además de la toma de datos, fotos a la ficha técnica, modelo, combustible, ubicación y antigüedad, realizamos las mediciones necesarias en los quipos que componen la instalación térmica de la vivienda para calcular el rendimiento real de la instalación.

Las instalaciones son una parte vital y determinarán enormemente la calificación final, por lo que conviene estudiarlas con detenimiento.

Certificado energetico - Toma de datos


Todos estos datos los vamos anotando en unas tablas que hemos creado y que recogen toda la información de forma detallada, ordenada y clara, para no olvidar ningún dato importante. Además se llevará un exhaustivo reportaje fotográfico en el que apoyarse en caso de duda. Es muy útil llevar un control correlativo de las fotografías que se realizan, para poder situarlas en la vivienda correctamente.

LEVANTAMIENTO DIGITAL

De vuelta al despacho realizamos el levantamiento digital de la vivienda. Nosotros utilizamos un programa BIM ya que una vez realizado el levantamiento, podemos obtener todos los datos a introducir en los programas de certificación de una forma rápida y sencilla.

Además el programa nos permite ver el inmueble en 3D y orientar el modelo en su posición exacta, aportando una idea real de las sombras arrojadas de los edificios y elementos colindantes sobre la vivienda y que luego hay que estudiar.

INTRODUCCION DE LOS DATOS EN LA APLICACIÓN INFORMÁTICA

Con todo este trabajo previo, la introducción de los datos nos garantiza que no hemos cometido errores difíciles de detectar posteriormente, que pueden falsear el valor que obtendremos de la etiqueta energética. Aunque siempre es trabajoso, nosotros preferimos utilizar esta metodología de trabajo y obtener el informe final con el rigor que requiere.

Aconsejamos que se evite en la medida de lo posible los valores por defecto que propone el programa, ya que afectarán muy negativamente en la etiqueta final obtenida. Nosotros tratamos por todos los medios a nuestro alcance de determinar las características de cada uno de los elementos que componen la envolvente térmica , aunque sea de forma estimada, ya que las diferentes pruebas que hemos realizado con las distintas aplicaciones hacen que se obtengan valores muy dispares con la utilización de valores por defecto en relación con los estimados.

OBTENCION DE LA ETIQUETA Y PROPUESTA DE MEDIDAS DE MEJORA

Una vez introducidos los datos, la aplicación informática nos indicara una letra de la A a la G. La normativa indica que el técnico calificador debe aportar medidas de mejora para subir 2 niveles o 1 dependiendo de la letra obtenida.

Certificado energetico - Calificación obtenida


En este punto es donde la experiencia y conocimientos entran en valor. Es necesario aportar medidas de mejoras coherentes, viables y razonables económicamente, pensando en el coste que le va a suponer al cliente y el mejor resultado posible. No hay medidas "comodín" aplicables a todos los casos.

PRESUPUESTO DE MEDIDA DE MEJORA

Aportamos entre 2 y 3 soluciones viables y razonables de medida de mejora, acompañados de un presupuesto aproximado y detallado en cuanto a partidas se refiere de lo que supondría para el cliente. Cabe destacar, que estas medidas propuestas no son obligatorias, su aplicación, dependerán de cliente y de sus expectativas.

ENTREGA DEL INFORME

Por último, se obtiene el informe y lo unimos a los planos de la vivienda y al presupuesto. Este certificado tiene una validez de 10 años.

Google+